sábado, 10 de abril de 2010

El panorama de la comunicación en Canarias

Hola a todos,

este pasado jueves 8 de abril asistí a la mesa de anunciantes convocada por ESCOEX para los estudiantes que pertenecemos al EMCOM, aunque podía asistir todo aquel que quisiera.


Mesa redonda de los anunciantes en el EM:COM.

Los componentes de la mesa suponían una muestra variada de la realidad empresarial canaria ya que, representaban a grandes empresas que trabajan aquí aunque de muy distintos sectores pero, sobre todo, que están viendose involucradas en la revolución de la comunicación.

Destacaría la presencia de Ismael Alemán, director general de Toyota Canarias, porque, al menos a mí, por su tono de voz y su claridad en las palabras, fue quien más y mejor supo captar mi atención.

Sin embargo, ante esta plana tan representativa y orgullosa de presenciar, reconozco que salí un tanto decepcionado.

Desafortunadamente, una de las principales conclusiones a las que llegaron fue a la de que muchas veces (demasiadas para mi gusto) lo mejor es no hacer nada (ellos decían no comunicar pero, incluso hasta no hacer nada ya es comunicar).

En mi opinión, SIEMPRE hay que comunicar (o hacer algo mejor dicho).
El señor Alemán dijo que, en su caso de Toyota y los recientes y polémicos problemas técnicos de sus vehículos, tan sólo recibieron 400 llamadas de los 100.000 clientes que tienen en Canarias preocupados por ese asunto (lo cual supone un 0,004%). Muy bien, según ese argumento irrefutable, no hay que comunicar porque sólo crearía más alarma y sus clientes (que son quienes dijo que realmente le importaban) habían demostrado no estarlo al haber llamado tan tímidamente.
Me pareció enormemente contradictoria esta afirmación ya que, al empezar la mesa redonda, él afirmó que sus empresa interactuaba con numerosos "actores", actuales clientes y, potenciales clientes, entre otros. Es decir, en este caso, según yo lo veo, el peligro no estaba en sus actuales y satisfechos clientes que confiaban en su marca. El problema residía en los potenciales clientes que veían cada día noticias que rozaban lo apocalíptico. Aún así, como él dijo, las ventas cayeron un 8%, algo irrisorio para todo el impacto mediático que se estaba llevando a cabo pero, para mí, la actitud sigue siendo errónea a pesar de ese resultado.

En conclusión, sé que el panorama de la comunicación en Canarias no es el más halagüeño (ya me lo advirtió Raúl Espada en su post "Hablamos de lo realmente importante?") lo cual, en gran medida me atrae porque, cuando todo es fácil la pericia y el talento no florece tanto como en épocas como la actual. Sin embargo, ver que algunos de los principales dirigentes de esta isla ven "la callada por respuesta" como la solución idónea en numerosos casos, me hace suponer que mi futuro profesional estará plagado de discrepancias y eternas discusiones (constructivas, espero).

Preguntas:
  1. ¿Pensáis que hay que comunicar siempre o, de verdad muchas veces es mejor callar?
  2. ¿Qué hacer cuando estás convencido de que hay que actuar de una forma pero tu superior no "entra en razón?
  3. ¿Cómo veis el futuro de los profesionales de la comunicación y del marketing en general en Canarias?

Gracias por leer. Espero vuestros comentarios.



4 comentarios:

Dafne dijo...

Muy cierto David, yo también me quedé con esa idea. Entonces cuando tienes a tu clientela "satisfecha", por no decir "no alarmada" ya uno puede quedarse tan ancho? Pienso que en temas, cuanto menos polémicos como estos deberíamos tener en cuenta las repercusiones que pueda tener más allá de lo que conocemos y controlamos. Que habrán pensado los stakeholders y potenciales clientes?

Felicidades por el blog ;)

David Guerra Terol dijo...

Gracias Dafne.

Según Ismael Alemán los potenciales clientes y stakeholders estarán encantados porque, durante el transcurso de la mesa redonda, afirmó que ahora están vendiendo más que hace un año.
Yo no pienso que eso sea algo en lo que basarse para seguir adelante, seguro que habrán muchos más factores que han influido en ese dato (la prolongación del Plan Renove por ejemplo...).

Dafne dijo...

Claro, a lo mejor ese aumento de ventas fue potenciado por otros factores...habría que analizarlo bien.

Raúl dijo...

cuanta razón teneis. Como veis esta es parte de la realidad que nos toca afrontar. Si os sirve de consuelo, no sois los únicos que salieron de la sala con esa cara de asombro. La próxima mesa la montaremos con anunciantes que den la otra visión ;)

Publicar un comentario